en Reflexiones

4 etapas de la metafísica humana

WAaaaa! que título me mandé. Me pasaron muchas cosas esta semana, y no se las voy a contar. Pero sí me hicieron reflexionar sobre algo importante.
El hombre, como ser pensante, tiene diferentes etapas de reflexión, o diferentes formas de afrontar a las dudas existenciales.
La forma más difundida, más antigüa y básica, es la reeligión. O podemos decir, en la fe ciega de algo superior. En la que todo está supeditado a un orden universal. Nuestra existencia depende de algo superior.

La forma que a partir del medioevo comenzó a tomar importancia es el arte. Este fué primero utilizado por la religión como forma de figurar las creencias y luego fué pasando por varias instancias hasta su auge en las vanguardias artísticas. El arte es una forma de expresión, donde se depositan significados y se subliman las preguntas existenciales a la esencia del ser. Justamente lo que hace es acercar la incógnita al ser humano, donde ya no es algo todopoderoso.
Finalmente, el paradigma científico nace como respuesta, en el siglo XIX y XX para dar conocimiento de la naturaleza con métodos y medidas. Un detalle del universo en donde lo que no es demostrable no existe o es falso.
Junto con esta forma de pensar, la psicología y las ciencias humanas también forman parte. No solo el hombre de laboratorio es el que hace ciencia, sino todo aquel que busca responder problemas con la investigación y formulación de teorías.

Con esto nos fué bastante bien, la creencia de evolución hizo que superaramos un estadío de individualismo y mejoremos nuestra calidad de vida. Pero hasta cierto punto.
Tarde o temprano todos nos vamos dando cuenta, que el hombre, con esas 3 formas de pensar no se resuelve todo. Hay preguntas que quedan sin responder.
Y ese lugar lo ocupa la filosofía, que es una pregunta constante acerca de todo. Pone en jaque el arte, la religión y la ciencia. Pero no da respuestas, es una puerta que se abre hacia un abismo al que pocos pueden afrontar.
Durante décadas el normal de los hombres se quedó encerrado entre estas 4 paredes, eligiendo en diferentes etapas de su vida alguna de estas 4 respuestas.

Poco a poco, nos damos cuenta que la dialéctica entre estas formas de ver el mundo, solo causan enfrentamientos o posturas de defensa acerca de que si uno es mejor que el otro. Tratando de confrontarse acerca de la Verdad.

Pero el que llega a valerse de estas 4 formas de pensar y se centra en si mismo, llega a una 5 forma. Esta forma en que las respuestas estan dadas por una conexión consigo mismo, con la naturaleza que lo rodea y que se da cuenta de que no hay nada que perder. Salvo un poco de tiempo y una vida…

Ayer mirando un documental sobre Silo, me di cuenta de esto. Silo era un gran pensador, quien inició el movimiento Humanista. Y también fué padre de un gran amigo, Alex Dogrush. Pero lo curioso, es que la postura que el proclamaba, por más que luego se difundiera y desvirtuara en diferentes movimientos, concuerda con otras posturas a las que sigo, como los pensamientos de Alejandro Jodorowsky o la práctica del Zazen.
A su manera, todos plantean lo mismo. La meditación, la concentración en uno mismo y en la lucha interna que tiene todo ser humano. El abandono del ego y la aceptación de la muerte como condición natural para dejar de sufir y tener miedo a vivir.

Les recomiendo ver el documental que está en varios pedazos, y si pueden leer algo de todo lo que mencioné sería una gran alegría para mi. Esta semana me ha dado muchas respuestas y me ayudó a tomar decisiones que me dan vida nuevamente.

Escribe un comentario

Comentario